CGT Delphi Cádiz
[PORTADA] :: Foros :: Inscribirse/Recibir novedades :: Redacción :: Contactar :: Toda la Web :: Seguir la vida del sitio RSS 2.0
Estás aquí: Portada > DTS > Francia arrebata a Navantia la tercera subestación eléctrica de (...)
Francia arrebata a Navantia la tercera subestación eléctrica de Iberdrola
El astillero de Puerto Real pujaba por esta obra para el complejo eólico marino de Saint Breiuc, pero empresas galas se encargarán del proyecto
Martes 16 de junio de 2020, por CGT DELPHI
0 comentarios   

El astillero de Puerto Real no construirá finalmente la tercera subestación eléctrica para Iberdrola. Este proyecto de obra para el complejo eólico marino de Saint Brieuc ha sido adjudicado a Francia, según han confirmado a LA VOZ distintas fuentes implicadas en este proyecto de renovables. Las presiones del país vecino han podido a la hora de inclinar el peso de la balanza. Cabe recordar que la eléctrica española promueve en aguas de la bretaña francesa un nuevo parque eólico-marino que, se suma así, al West of Duddon Sands, inaugurdo en 2014 en el mar de Irlanda, al Wikinger, inaugurado en 2019 en el mar Báltico (Alemania), y al East Anglia One, en el mar del Norte (Reino Unido), cuya inuguración se prevé en 2020.

Iberdrola participa en esta importante operación de energía renovable en Francia a través de Ailes Marine, una empresa del grupo, pero con participaciones galas. La construcción de la subestación eléctrica forma parte de la infraestructura necesaria para la puesta en marcha de este nuevo complejo eólico y era uno de los mayores contratos que se esperaba. Cabe recordar que Iberdrola y Navantia realizarán el próximo jueves en Ferrol un acto simbólico donde sellarán el contrato para la construcción de los 62 jackets donde irán ubicados los molinos de viento. De hecho Navantia y Windar, está última, empresa española con sede en Avilés (Asturias), lograron el pasado agosto el contrato para la construcción de estas plataformas. La inversión asciende a 170 millones de euros y se desarrollará en el astillero gallego de Fene, aunque una parte de la obra se ejecutará también en la localidad francesa de Brest. Iberdrola también ha logrado barrer para casa con el contrato a la española Siemens Gamesa, que construirá los aerogeneradores, pero en suelo francés.

Solución salomónica Se trata de una solución empresarial salomónica donde España, a través de Iberdrola, ha logrado un pellizco y Francia, mediante las compañías RES y Caisse des Dépôts, otro. Así, la eléctrica española ha conseguido tajada para España con el contrato de las jackets, mientras que Francia ha hecho lo propio con la obra de la subestación y el montaje en el puerto de Brest de toda la infraestructura necesaria para el complejo, lo que permitirá un importante desarrollo económico a esta ciudad del noreste galo, situada en el canal de la mancha. La subestación permitirá transformar la energía eólica en eléctrica para su posterior distribución a unos 850.000 hogares. El nuevo campo de Saint Brieuc contará con una potencia de 496 megavatios. Iberdrola no ha querido hacer comentarios sobre la adjudicación de esta nueva fase de la obra a Francia.

Pese a todo, Navantia ha peleado por la construcción de la subestación hasta el final. LA VOZ adelantó el pasado febrero que la empresa española trató de llevarse el gato al agua a través de una UTE formada por las vascas Pine Instalaciones y Montajes SA y Nervión Industries. Ambas habían participado en Puerto Real en la construcción de las dos subestaciones anteriores: la ’Andalucía I’, para el complejo alemán Wikinger, y la ’Andalucía II’, para el inglés East Anglia One.

Despliegue de medios El parque de Saint Brieuc es el primer proyecto a gran escala de eólica marina en Bretaña. La inversión asciende a 2.400 millones de euros y se estima que, cuando inicie su fase de explotación en 2023, cubrirá la demanda energética de 835.000 personas. Lo hará gracias a una capacidad total instalada de 496 megavatios (MW) repartidos en 62 turbinas de 8 MW de potencia cada una, que se extenderán sobre una superficie de 75 km2 situada a unos 16 km de la costa francesa.

Esta obra la abandera el grupo Iberdrola, en colaboración con las empresas francesas RES y Caisse des Dépôts, ambas pertenecientes al consorcio Ailes Marines.

La compañía holandesa de servicios marítimos Van Oord fue seleccionada para el transporte e instalación de los 62 jackets que construirán Navantia y Windar y de la subestación marítima, que se construirá en Francia. La empresa española Siemens Gamesa Renewable Energy (SGRE) se encargará de la fabricación de las turbinas del parque, de 207 metros de alto cada una. Estas turbinas irán dotadas con tecnología de última generación y sus palas tendrán casi 82 metros de longitud.

Los aerogeneradores se fabricarán en la planta que Siemens Gamesa ha levantado en el puerto francés de Le Havre, de donde saldrán las palas, góndolas y turbinas. La fábrica dispone, igualmente, de una zona logística para los trabajos de instalación y permitirá la creación de 750 empleos que estarán plenamente operativos en 2021.

Por otro lado, los sistemas de cableado de interconexión submarina serán proporcionados por Prysmian Group —líder mundial en la industria de sistemas de cableado de energía y telecomunicaciones y con la que trabajó Iberdrola en el parque Wikinger.

Una vez que esté operativo, en 2023, el complejo Saint Brieuc se convertirá en la cuarta instalación de este tipo de la compañía tras West of Duddon Sands, ubicado en el mar de Irlanda; Wikinger, en el mar Báltico —estos dos primeros ya en funcionamiento—, e East Anglia ONE, situado en la zona sur del mar del Norte, uno de los parques eólicos marinos más grandes del mundo

Comentar este artículo
Esqueleto "AulaLibre 3.0" desarrollado por   CGT  para SPIP | Con   FIREFOX  nos veremos mejor ;-)
Creative Commons License Los contenidos de este sitio están bajo una licencia de Creative Commons.